L.

L.

miércoles, 21 de diciembre de 2011

La piedra con la que tropezaría una y otra vez

Perder el orgullo cuando te veo con esa cara de gilipollas que me sale. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario