L.

L.

jueves, 23 de agosto de 2012

Matar y morir por la misma persona

Yo también lo he sentido. Si, ya sabéis a lo que me refiero. A las hormiguitas en el estómago, mariposas, y puto ecosistema que se te llega a formar ahí dentro cuando él te mira. ¿Sabéis de que sensación estoy hablando verdad? Si, estoy muy loca, loquísima, ya me resbala bastante lo que comentan por ahí de mi y me río siempre que puedo, odio las situaciones serias y la formalidad, la odio. Te puedo dar la certeza de que no soporto la impuntualidad a pesar de que soy de las que llegan tarde, siempre. Pero llega. Y si, lo he sentido. He sentido derretirme por alguien. Mataría y moriría por la misma persona. He sentido que cuando llegaba, aunque hubiera al rededor 5 personas más, era él mi eje. He sentido que cuando me besaba y me decía ''no te vas a escapar todavía hasta que no sea la hora justa, yo te defiendo de tu madre'' era feliz. No feliz de ''que guay tía, he aprobado'' ni feliz de ''menudos tacones me he comprado'' era feliz de pensar que el mundo era un poquito menos hijo de puta, porque me lo había puesto en mi camino. También he sentido que cuando me susurraba cosas al oído y me decía que me quería, que me amaba, no había persona más vulnerable en toda la tierra ante sus palabras que yo, simplemente, no la había. He sentido tocar el cielo, sobrepasarlo y llegar más alto aún. He llegado a casa con su olor en mi chaqueta y me he pasado toda la noche con ella en el escritorio. Se ha ido de mi casa dejándome su olor en toda mi habitación y no he salido de allí en todo el día. Llovía y yo me quedaba en la puerta del instituto porque sabía que incluso en días así, el iba a aparecer por allí. Y lo he sentido, si, tú también. Y no es el sentimiento, es la persona. Y para mi no hay mejor persona en todo el planeta, ya sea la Tierra, Marte o Saturno, que él. Si, soy ilusa, tonta, adolescente hasta las trancas, que a veces le odio hasta querer echarle de mi vida y otras lo abrazaría hasta que se me cayeran los brazos. Que lo quiero mucho pero si pasa de mi, puedo buscarme otro que me calme por un rato. Pero aún así, estoy orgullosa de lo que soy hoy. 


martes, 21 de agosto de 2012

Contigo perdí mi tiempo. Lo volvería a perder.

Te quise. Día si, día también. En tus malos días, ''cansado de no hacer nada'', apoyado en mis piernas y con los ojos cerrados, totalmente en silencio como un chico bueno. En tus días buenos, con una sonrisa en la cara a todas horas, impaciente y tonto y agarrado a mi mano con fuerza, haciendo que me tiemblen las piernas y que me sobre la piel. En tus días odiosos, mirando solamente para y por ti y totalmente por libre. Te guardaré los secretos, tranquilo, no tengas miedo de que pueda putearte porque yo a ti no puedo hacerte daño. Ni quiero. Sigue con ella, no es ironía, es un consejo. ¿Sabes un secreto más? Cuando llegue el momento exacto, yo ya estaré por ahí, perdida en carnavales abrazada a otro que no serás tú. Y tú, estarás abrazado a otra que evidentemente, tampoco seré yo. Pero sin que nadie lo sepa, yo seguiré pensando que de un momento a otro, me pedirás que vuelva. Y tú, estarás esperando que lo haga sin decirme nada. Y para entonces, ya será demasiado tarde. Porque para que algo acabe bien no es necesario que sea eterno, me basta con que haya durado el tiempo justo para que sea inolvidable


sábado, 18 de agosto de 2012

''Si a pesar de todo el daño que ha sufrido, te sigue queriendo, es la persona correcta''

Entre las cosas más bonitas que me han pasado nunca, estabas tú. Estaba tu carita de niño y tu risa escandalosa. Tu cortaviento azul y tu pendiente en la oreja. Tu indecisión y tu impuntualidad. Tu, de arriba a abajo, de izquierda a derecha, en diagonal, entero, tú. Siempre seremos esa duda de ''¿y si lo hubiéramos intentado mejor?'' Y siempre quedará el recuerdo. A pesar de que odie esa palabra. Siempre quedarás tú, entre una foto rota en mi habitación, con tu nombre escrito detrás de una estrella de carnavales. Perdona, pero yo no me hago a la idea de perderte nunca. Es que..es que yo te quiero. A pesar de todo. Y he tenido motivos para dejar de hacerlo. Pero hay un problema. Ni quiero, ni puedo. Por encima de la gente, de los rumores y de todo lo que ha pasado, por encima de el mundo en general, estabas, estas y estarás . 

Tengo ganas de ti

-Pues va bien este vejestorio, ¿eh? ¿Qué es? ¿De los ochenta?
+Ah, vale. Ya veo que voy en mi coche con el típico tío que se piensa que se nos caen las bragas porque suelte dos chistes malos. ¿No? Que estamos todas esperando en fila india a que vengas a rescatarnos en tu moto poligonera.
-Por cierto, me llamo Hache.
+¿Qué clase de nombre escondes para llamarte Hache? ¿Humberto? ¡No! ¡Hilario!
-Hugo.
+Hugo es un nombre de la hostia.
-¿De verdad?
+Sí. No deberías esconderlo.
-¿Y tú? ¿Cómo te llamas?
+Ginebra.
-¿Te llamas Ginebra?
+Mi madre es inglesa, desgraciado.
-¿Y alchólica?
+¡Eh! Era el nombre de mi abuela. No te pases ni un pelo. Bueno, de todas formas, mis amigos me llaman Gin.
-¿Tónic?
+¿Tú sabes lo que es el taekwondo? Es un arte marcial moderno que consiste básicamente en que mi talón está dentro de tu boca en menos de una fracción de segundo.
-No me gusta que me vacilen.
+Ya, pero es lo que tiene, súper Hache. De pronto, un día llega alguien que te da mil vueltas y te das cuenta de que llevas siendo un pringaillo toda tu vida.
-¿Ah, sí?

I caan't

Ya sé que no soy un modelo de persona a seguir, que digo palabrotas a todas horas, que me caigo y me levanto sin parar, que hago las cosas sin pensar, que hablo demasiado y que nunca me tomo las cosas en serio. Pero también te diré que no hay persona en el mundo con más ganas de reírse de la vida que yo, que me apetece irme lejos para no volver algunos días y otros lo daría todo por quedarme aquí, que aunque yo lo necesite más que nadie, te pegaré una sonrisa en la boca como te vea mal..Que aquí donde me ves soy de llanto fácil, que cuando estoy sola lloro hasta quedarme sin lágrimas si tengo motivos suficientes en vez de afrontarlos, no voy de fuerte, pero si que intento ahorrarme más palos de los que tengo ya. No soy una chica  modelo. Pero tampoco me merezco que me puteen día si, día también. 

viernes, 17 de agosto de 2012

Simple

No soy sorda, ciega, ni tonta. Estoy loca. Y me encanta. Si haces comentarios acerca de mi, ten la certeza de que o te ignoro o te contesto algo peor. A mi no me vacila nadie, no ya no, mi amor, que aquí lo único que me gusta en la espalda son los besos, los susurros y las caricias, no las críticas y los comentarios tipo ''que zorra''. Cariño, que yo no muerdo, si tú no quieres que muerda, y si saco las uñas, es por los míos. Mis impulsos me ganan y mis ganas de vivir, me pueden. Perdona, pero a mi no me hunde ni el iceberg del Titanic.

martes, 14 de agosto de 2012

Un beso, un abrazo y más tarde, el vacío

Eh, corre, ahora que no hay nadie en la calle, entra y cierra. Doble vuelta con llave. No quiero que nadie entre ahora. Tengo un par de cuentas pendientes contigo. ¿Te has dado cuenta? Hasta el perro te echaba de menos. Hasta tú me echabas de menos a mi. Nada ha cambiado. Ni el sofá, ni los cojines..Ni mi habitación. Me encanta que te sepas el camino de memoria. Que bajes la persiana. Que cierres la puerta. Que de una cama de 90 hagas el cielo. Pero odio las despedidas y tu ya lo sabes. Dame un beso. ''Volveré, más y mejor'' Tu risa. Y otra vez a cerrar la puerta. Doble vuelta con llave. Ya nos veremos, mi amor.


-¿Tú que quieres ser de mayor? -¿Yo? Feliz

Y de aquí a mis veintitantos o treinta no quiero volverte a oír hablarme de responsabilidades, de lo que está bien y de lo que está mal, de lo que es bueno o es malo para mi. Escúchame bien, no hay nadie que mejor me conozca que yo. Que lo que debo hacer y lo que quiero hacer están muy separados. Si me preocupo de qué me queda mejor más que de lo que digan por ahí de mi, es cosa de crías, ¿y qué? ¡Es lo que soy! No pretendas que me centre en una carrera porque no voy a hablarte sobre mi futuro. ¿Quieres futuro? Pues si no vives lo que tienes ahora, el futuro te va a quedar bastante grande. No te hablo de que dejes de estudiar o de que seas una rebelde en potencia. Te hablo de que hay que saber vivir y compaginar. Reír y llorar. Crecer sin dejar de ser una adolescente. Y yo, sé. 

sábado, 11 de agosto de 2012

Las 7 maravillas del mundo son cada letra de tu primer apellido

¿Sabes? Yo también tengo mis puntos débiles. Más bien mi punto débil. Es que mi debilidad..empieza en tu pelo y termina en tus pies. Tiene nombre, color de ojos y color de pelo. Te quiero. Creo que eso ya lo sabes. Tú y cualquiera. Te amo. Pero las cosas no siempre salen como uno quiere y créeme que esto lo he aprendido muy bien..''Las cosas cuando se planean salen mal'' Y si tengo también aprendida esa frase es porque me la dijiste tú. He hecho mil tonterías, he mentido y he perdido muchas cosas por tenerte a mi lado. Ahora sé que no puedo retenerte, que si quieres quedarte lo vas a hacer. Y si no, te vas a ir. Lo entiendo, que tú no estás hecho para las responsabilidades y yo tampoco, que chocamos constantemente, que tu no aguantas mis cabreos y mis voces pero que te encanta que luego me acerque y te pida que no te enfades conmigo. ''Yo contigo no me puedo enfadar, lo sabes, tonta'' Porque entre las mejores cosas que me ha pasado en la vida, tu nombre tiene preferencia. Porque eres lo que más he querido en la vida, lo que mas.Y porque aunque nos separemos ahora, algún día nos volveremos a encontrar. O eso quiero creer.


viernes, 10 de agosto de 2012

I'm feeeling sexy and free!

Una niñata de 15 años que no se piensa dos veces lo que hace. ¿Así lo ves? Bien, no te culpo de ello. Tiene parte de razón y parte de mentira. Lo de niñata lo podemos quitar. Lo demás déjalo como está. ¿Crees que me arrepiento? Eso es que no me conoces. Vivo muy deprisa y con cada puto palo que he recibido le he dado de ostias a los siguientes. Que a mi ya lo único que me da miedo son las arañas y las víboras. Si me quieres en tu vida, bienvenido seas a la mía. Si no, tranquilo, te enseño el camino de salida. Al ámbar de los semáforos yo le llamo naranja de toda la vida, yo también me aprendo las canciones de los anuncios y el orgullo me lo trago pero no tan rápido como el chocolate. Soy caprichosa, si me apetece hacer algo lo hago y si tengo consecuencias me las como. Me encantan los besos en el cuello, los muerdos en la oreja y susurrar cosas en tu oído. No solo lloro de risa y miento a mi familia para cubrirme la espalda. Tengo 15 años y voy a comerme tu boca, no mi cabeza.   



FEEL



Búscate a alguien que te coma con la mirada, que te abrace con tanta fuerza que llegues a quedarte sin respiración, que te bese en todos los semáforos y que después quiera lanzarse contigo bajo las ruedas de un camión. Que te cubra con una sábana cuando te quedes dormida y que se meta contigo debajo de las mantas para que haga aún más calor. No busques que te inviten a copas, que te paseen en coche, que te hagan regalos, que te follen medio bien y que te digan cosas bonitas. Eso..créeme, puede hacerlo cualquiera.


viernes, 3 de agosto de 2012

Lolololololove me love meee


I'll be your platinum, i'll be your silver, i'll be your gold
Y tengo que decir que para verme hundida, el mundo va a tener que ponerse un poquito más hijo de puta

La mayor debilidad que he tenido en mi vida

Te repito, que me dan igual los kilómetros. Tú a mi me has cambiado la vida. Y no busques más, porque no hay más. Las cosas son como son, tal y como las hemos construido. Pasé de comerme la cabeza a comerme tu boca. Pasé de morder gominolas a morder tus labios. Aunque quizá tus labios también sean una de esas gominolas. Esas dulces, o a veces un poco saladas, de las que compraría una bolsa, pero no una bolsa pequeña, sino una bolsa enorme. Pasé de querer el mundo a mis pies a quererte a ti en mi cama. Aprendí que la frase ''los mejores momentos se viven sin ropa'' cobra más sentido cuando no eres tú quien se tiene que desnudar. ¿Y pretendes que el mundo no cambie cuando te vayas? Nos hemos jurado volver a vernos y aquí estaré cuando vuelvas. ''Recuerdo todos los momentos que hemos vivido'' ''No te olvidaré nunca'' lo has dicho. Y estas palabras no se las lleva el viento. Te quiero, te quiero, te quiero y millones de veces te quiero. Por encima de los pero y de los contras. Por encima de toda la humanidad. Te quiero sobre todas las cosas. Sobre mi cama, por ejemplo.







Entre tanto y tanto..


Ahí estaba yo. En uno de esos días en los que parece que las cosas van a volver a la rutina. Una vuelta al cole tan monótona como indeseada. Un día de presentación de clase que podría haber sido tan aburrido como otro cualquiera. Excepto por un detalle. Ahí estabas tú. Apoyado en el banco con un cigarro en la mano saludándome mientras me sonreías. Quizá ese fue el final de una cosa. El final de mis principios. Pero el inicio de mis locuras, de las mentiras a todo el mundo para pasar un rato contigo y de mis ganas de no tener otra cosa entre mis manos que no fuera tu cuello. Ahí estábamos nosotros, cambiándonos la vida, derrumbando teorías y dándonos cuenta de que a veces, lo que nos callamos, significa mucho más de lo que contamos a los demás.