L.

L.

viernes, 17 de agosto de 2012

Simple

No soy sorda, ciega, ni tonta. Estoy loca. Y me encanta. Si haces comentarios acerca de mi, ten la certeza de que o te ignoro o te contesto algo peor. A mi no me vacila nadie, no ya no, mi amor, que aquí lo único que me gusta en la espalda son los besos, los susurros y las caricias, no las críticas y los comentarios tipo ''que zorra''. Cariño, que yo no muerdo, si tú no quieres que muerda, y si saco las uñas, es por los míos. Mis impulsos me ganan y mis ganas de vivir, me pueden. Perdona, pero a mi no me hunde ni el iceberg del Titanic.

No hay comentarios:

Publicar un comentario