L.

L.

jueves, 28 de febrero de 2013

Y ahora que me recriminen que me sobra orgullo, porque con la cabeza bien alta lo admito. Porque me canso, y me canso de las gotas que colman los vasos y que se desparrame poniéndolo todo perdido. Que aquí, la primera persona del singular es lo que más importa, que tienen mucha razón con eso de que antes de morir por nadie, fíjate en quien mata por ti. Las cosas cambian, sin remedio, a veces sin apenas motivos, pero cambian de cojones

martes, 26 de febrero de 2013

No digas nada, por favor

Y es verdad que la vida algunas veces nos hace pagar con creces y que el tiempo siempre tiene la razón. 
Que al final, cuando algo te pertenece, un día inesperado vuelve


sábado, 23 de febrero de 2013

I want to keep it going

Soy persona y cometo errores. No soy perfecta y eso está a la vista. Me equivoco, demasiado diría yo, me caigo y me levanto en un camino de piedras constante pero en el que jamás, jamás me quedo parada. Lo que me ha llevado a llegar muy lejos en algunas cosas y no tan lejos en otras. Siempre he escuchado a la gente, para bien o para mal siempre lo que he hecho ha sido comentado, criticado o halagado. Siempre ha habido personas que se han creído con los derechos suficientes para juzgar mis actos, siendo yo y solo yo la que tendría consecuencias. Pero aún así, a día de hoy, quiero decir que gracias, a todos los que habéis sido valientes por ask, a todos los que os habéis comentado cosas sobre mi de unos a otros hasta llegar a mis oídos, a todos los que os habéis molestado en poner indirectas por twitter.. Muchas gracias, porque a día de hoy no me la podéis sudar más. Estoy orgullosa de mis meteduras de pata y más aún de mis aciertos. Si me apetece reirme me río, y si me apetece llorar, lloro. Ahora se que yo no estaba equivocada, lo estábais vosotros. Hoy estoy muy contenta de haber seguido el camino que quería por mucho que os pese a algunos, y algunas, eh, que ya nos veremos las caras, zorras.  Repito algo que me encanta decir, quien no quiera verme feliz, que se tape los ojos. 


viernes, 22 de febrero de 2013

Repetiría cada momento que he vivido contigo

Porque te quiero. Y no hay más. No te pido que me organices una velada romántica en París ni que me pidas que dentro de 2 años nos casemos para tener 2 hijos, un perro y una hipoteca. Ni flores, ni bombones, ni fotos enmarcadas ni anillos con diamantes. Yo me conformo con tu sonrisa. Con tus quejas cada vez que llego tarde, con tus abrazos cuando los necesito, con tus besos. Contigo. Y si vinieran cien huracanes, dos tsuanmis, un terremoto y una mafia a intentar separarme de ti, se irían de vacío porque de tu lado no me mueven ni queriendo. Por eso, soy capaz de salir a hacerte sonreir a las cuatro de la tarde y a punto de caer una puta tormenta. Porque te quiero. Porque en este mundo todavía no ha existido persona capaz de convencerme que tú y yo debemos estar separados, y aquí la frase de buenos días solo cobra sentido cuando me despierto y es lo primero que leo en la pantalla de mi móvil. Lo siento, pero no estoy hecha para estar lejos de ti.

jueves, 21 de febrero de 2013

21 de Febrero de 2012

Hace un año pensaba de todo acerca de tú y yo. Acerca de nosotros. Pensé que jamás volveríamos a tener nada, que lo que pasó en esa noche, hace anoche un año exacto, se quedaría allí. Es extraño como pasa el tiempo, parece que nada ha cambiado, pero si miramos atrás podemos comprobar que todo era muy diferente. Por eso, me parece increíble que después de 365 días, tu continúes aquí. Conmigo. Y yo continue contigo. Cada uno, con sus cosas. Con su vida, con sus lios. Con su todo. Pero me parece surrealista que aún así, sigamos encontrando huecos para estar juntos, que ahora mismo acabo de leer un mensaje tuyo con un te quiero. Hace un año me encantaban, y hoy me siguen encantando. Hoy siguen haciéndome sonreir como hace 12 meses. Hemos cambiado mucho, los dos. Yo he crecido, ya ninguno somos los mismos que éramos, aunque parezca que si. Pero me alegro de poder compartir mis cambios contigo, de poder seguir siendo niños de vez en cuando jugando a darnos con ramas de árboles. Tan niños a veces y tan mayores otras. Por las discusiones y los secretos que nos hemos guardado, por criticarnos frente a frente y por sacar la cara a espaldas del otro. Por, a pesar de todo, querernos. Por haber estado juntos de fiesta, por habernos bañado juntos en piscinas, por habernos dado calor cuando hacía tanto frío, por picarnos, por darnos celos mutuos, por haber perdido la cuenta de los besos que nos hemos dado cuando hace un año creía que había sido el primero y el último. Permanecemos, es difícil pero es duradero, y sé que nos faltan cojones para ir con todo, pero yo no quiero ser esa novia atada, ni tú quieres ser ese novio atado, pero tampoco puedo estar separada de ti.Ni tu de mi, guapo. No sé, pero me gusta así, saber que nos tenemos y no necesariamente con esas responsabilidades. Aunque después pasemos una tarde preciosa el día de San Valentín como hace una semana. ''Eres especial'' Tú también lo eres. Porque me hacen gracia nuestros planes de futuro. Decidir que perro nos vamos a comprar cuando vivamos juntos. ''Como te cases con otro que no sea yo..voy a ir y le voy a quedar claro que tú eres mia'' Y tú eres mío. A pesar de todo, a pesar de todos, jamás encontraré a nadie que sepa complementarme como tú. Nadie que me aguante mis cambios de humor, mis rabietas de niña pequeña o mis lágrimas por el miedo a perderte. Porque me gusta abrazarte, que me abraces. No quiero que te vayas nunca. Y eso sabes porqué lo digo. Porque si un día tengo que salir por la tarde a punto de llover y no es para verte a ti, el vacío que sentiría no lo puedo explicar. Nos hemos adaptado. Me quieres. Te quiero. Y espero que dentro de un año, pueda continuar escribiendo sobre esto.

lunes, 18 de febrero de 2013

yees

Y créeme, que se que quizá mañana se me haya ido todo, que nada es para siempre y todo eso que se dice, pero créeme aún más que hoy le estoy agradecida a la vida, que hoy, ahora, en estos momentos, en una escala del 0 al 10 en felicidad, yo estoy en el 20. Tengo ganas de todo, de vivir, de reirme, y lo mejor de todo que puedo hacerlo. Hoy agradezco a la vida en general que me haya dado todo lo que tengo. Espero que esto dure mucho porque no pienso estarme quieta para ver como esto pasa. Si alguien no quiere verme feliz, ya puede taparse los ojos.

martes, 5 de febrero de 2013

Hi

Tú ya puedes quedarte con tus líos y con tus lágrimas de cocodrilo que yo ya me he quedado muy tranquila con unos recuerdos muy superados y con unos planes y un presente donde tu ya no entras. No necesito irme a dormir con tus buenas noches ni despertarme con tus buenos días, tengo otros mejores. Te eché de menos, sabes? Tanto que más que dolor ya era mala ostia y rabia, pero no te preocupes, lo he superado. Me encanta, a diferencia de otros, cumplir lo que prometo, pero perdóname si esta vez estas solo y no estoy a tu lado como prometí. Jamás, y escúchame porque reconocer esto es la mayor comida de orgullo que he hecho en mi vida, jamás he querido a nadie como a ti, jamás he vuelto a sonreir como lo hacía contigo ni a sentir esas cosquillas por dentro, jamás voy a olvidarte porque fuiste el mayor regalo que tuve. Pero te quedaste ahí, atrás, en un pasado que no quiero recuperar más..