L.

L.

sábado, 2 de marzo de 2013

El amor es más poderoso que cualquier cosa

-Chivata, ¿estás ahí?
+Si, Ulises, estoy aquí
-El instrumental de Valeria va de camino. Tu hermana se va a poner bien, te lo prometo, ¿vale?
+Gracias, muchas gracias.
-Chivata, oye, ¿tú sabes esa historia de una flor que solo vive un día? Pues es una mierda. Tenías razón, chivata, como mejor estamos tú y yo es con tierra de por medio, ¿no crees?
+No. No lo creo, no. Como mejor estamos es a dos centímetros de distancia, sintiendo nuestro aliento. Iba a decirte que volviéramos a intentarlo. Otra vez juntos tú y yo. Pero veo que no estás ahí. 
-Ainhoa, solo nos hemos hecho daño. Nuestra historia ha sido un error desde el principio. 
+No, no ha sido un error. Ni de coña. La historia de amor más bonita que he tenido en mi vida no ha sido un error. Y no quiero que lo digas, y no quiero que lo pienses tampoco porque no ha sido un error. Repetiría cada momento, cada momento que pasé contigo. 
-¿Los repetirías todos? ¿Incluso cuando te tiré el pescado podrido por encima? 
+Incluso cuando me hiciste lavarme el pelo con cebo de pesca
-Hay una cosa que yo no repetiría. Cuando me clavaste el arpón en el pecho. Pero si repetiría después, cuando bailamos juntos agarrados en el gotero. 
+Y cuando nos levantamos juntos en la cama que me hiciste en la bodega 
-Cuando te metiste en la caja para sacarme del calabozo
+Y cuando hicimos juntos el huerto de flores de papel
-Como cuando nos dijimos te quiero la primera vez. A través del ojo de buey. 
+Si te estás despidiendo por walkies, es porque no te voy a volver a ver más, ¿verdad?
-Quién sabe..
+Ulises Garmendia, ha sido muy bonito ser tu novia
-Ainhoa Montero, ha sido increíble ser tu chico


El 6 de Agosto de 1945, una bomba atómica estallaba en la ciudad japonesa de Hiroshima. Mataba en el acto a 120.000 personas. 250.000 murieron más tarde por efectos de la radiación. El 25 de Septiembre de 2010, el acelerador de partículas del CEND situado en el subsuelo de la ciudad suiza de Ginebra, sufrió un accidente y mató a 6.840 millones de personas. Solo un puñado de seres humanos sobrevivieron al apocalipsis. Entre ellos, Ainhoa. Entre ellos, Ulises. Dicen que el amor es una trampa de la naturaleza, concebida para perpetuar la especie. Puede que sea así, pero para mi, el amor es lo que me ayuda a conjugar latidos, a conjugar bocanadas de aliento. El amor es más poderoso que cualquier cosa. Porque no hay bomba atómica ni acelerador de partículas que pueda destruirlo. Ni cuatro disparos en el pecho. Ni una mentira piadosa. 

A veces las cosas salen bien, y los malos no ganan. Burbuja se guardó un as en la manga, y gracias a eso estamos vivos. La carpeta roja contenía un antídoto que la gente del proyecto alejandría necesitaba para respirar. La misma persona que los enfermó, los curó. La misma persona que ideó el proyecto alejandría, consiguió desmantelarlo. Ulises tenía razón, había otra forma de hacer las cosas. 



Cuando el mar se tragó el mundo, pensábamos que habíamos perdido nuestro hogar para siempre. Pero no era cierto. El hogar no son cuatro paredes ni un techo, ni una hipoteca a 30 años. Es mucho más. Es la gente a la que quieres. En un año han pasado muchas cosas en la isla. Mi padre y Julia acaban de decidir tener un hijo, y en unos meses Valeria dejará de ser la pequeña de la familia. Mi padre se ha vuelto un experto cambiando pañales. Él y Salomé siguen como el perro y el gato, pero van a todos lados de la mano como dos adolescentes. Vilma tiene un niño precioso, y se casó con Cho. El padre le habla en coreano, y Vilma en español, así que se le va a quedar un acento muy gracioso. Piti es el canguro oficial. El bebé está loco por él. Han formado una familia rara, pero que funciona como un reloj. Palomares montó una iglesia con hojas de palmera, pero cada vez que hay una tormenta se le desmoronan las paredes. Ramiro y Estela sorprendieron a todo el mundo anunciando que estaban juntos. Ella le echó el ojo el primer día de travesía, y al final lo consiguió. El bueno de Ventura murió con su perenne sonrisa, todos le echamos mucho de menos. Ratón adoptó a Max como padre. Dice que de mayor quiere ser como él. De Gamboa no hemos vuelto a saber, una noche vimos fuego al otro lado de la isla, quizá viva allí con su hija. Espero que haya encontrado la paz que nunca tuvo. Burbuja logró volver con vida del submarino, y ahora tiene novia. A Marimar nunca le importó su burbuja, ni que su juego favorito sea disfrazarse de pirata. Y en cuanto a Ainhoa y a mi.. Ni las balas de Gamboa lograron poner punto y final a nuestra historia. Ulises, prometo quererte en la salud y en la enfermedad. En la riqueza y en la pobreza. Debajo de un cocotero. Y tostándonos como cangrejos en la orilla del mar. Para siempre. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario